La traducción jurídicas de los contratos de agencia

La traducción jurídicas de los contratos de agencia

Los contratos de agencia se refieren a aquellos documentos en los que una persona física o entidad jurídica independiente se obliga frente a otra a promover operaciones de comercio a cuenta ajena, de manera prolongada y a cambio de una remuneración. Los mismos quedan regulados por la Ley sobre Contratos de Agencia.

Este texto establece entre las obligaciones del empresario, la actuación de buena fe, al amparo de una serie de obligaciones, como dotar al agente de toda la información y documentación necesaria para ejercer la actividad de manera adecuada, advertir al agente de los cambios referentes al volumen de operaciones esperadas, cumplir con el pago de la remuneración pactada y respetar la independencia del agente.

En el lado opuesto se sitúan las responsabilidades de este, entre las que destacan su inscripción en el colegio de agentes comerciales determinado, la comunicación al empresario de toda información útil que esté en su mano relativa a la relación comercial, actuar siguiendo instrucciones razonables del empresario, recibir las reclamaciones de terceros que provengan de las operaciones comerciales en nombre del empresario y llevar una contabilidad independiente.

La traducción jurídica de los contratos de agencia resulta de enorme importancia en lo que respecta a las relaciones comerciales internacionales, las cuales se pueden establecer entre personas físicas o entidades de distintos países pero también en varios territorios geográficos. Es por ello que la traducción de los contratos de agencia se configura como un proceso necesario a la hora de transmitir con coherencia a las partes implicadas sus respectivas responsabilidades.

Asimismo, el trabajo de traducción de los contratos de agencia es de indudable importancia en los casos de inversores extranjeros, que contraten a un agente cuya lengua es diferente a la de su país de origen. De ahí que estos deban contar con un documento traducido con la calidad suficiente, que sea capaz de alcanzar sus expectativas.

En paralelo, este trabajo de traducción de contratos de agencia deberá llevarse a cabo por profesionales de la traducción capaces de trasladar de un idioma a otro las particularidades del documento, con el vocabulario adecuado y teniendo en cuenta el sentido que el mismo requiera en cada contexto empresarial dado.